Pergolas de Aluminio

  • 91 646 90 04

Pérgolas plegables en aluminio

Comienza la primavera y con ella las ganas de disfrutar del buen tiempo fuera de casa. Sin embargo estar a la intemperie no es siempre relajante, por eso las pérgolas plegables en aluminio son una solución muy práctica.

Disponer de una terraza amplia o de un trozo de jardín es un lujo. Tener el privilegio de no estar todo el rato entre cuatro paredes es algo que hay que aprovechar. Pero, como comentábamos antes, aguantar la intensidad del sol o las ráfagas de viento puede enturbiarnos el momento.

Una solución práctica y eficaz

La protección que podemos instalar en nuestra terraza o jardín es una pérgola. Sin embargo instalar una estructura fija puede restarnos libertad.

Además, para dedicar un rincón a una pérgola fija debemos estar muy seguros de que la queremos, que la vamos a usar y que podemos afrontar el coste.

Por eso, la solución más práctica y eficaz es instalar pérgolas plegables en aluminio.

Gracias a su sistema de barras plegables se puede instalar fácilmente cuando queramos. De este modo, con la llegada del buen tiempo la podemos sacar y en poco tiempo la tendremos montada y lista para sentarnos bajo su sombra a comer o merendar.

Pergolas Plegables en Aluminio

Diversidad de tamaños y acabados

Instalar pérgolas plegables en aluminio no es una solución poco elegante. Actualmente existen múltiples opciones que combinan la facilidad de montaje con la elegancia y el estilo.

Las pérgolas plegables pueden diseñarse en tamaños muy diversos de modo que se adaptan a los espacios disponibles. Combinadas con lonas de poliéster de colores como crudo, negro, gris, rojo o verde, entre otros tendrás un bonito y original espacio cubierto y abierto donde descansar.

Tu toque personal

Para darle un toque original siempre se pueden añadir accesorios y detalles como un sistema de iluminación con tiras led o farolillos, toldos laterales que podemos instalar a modo cortinas u otros detalles como maceteros.

Con todo esto se puede disponer de manera rápida de una pérgola para la época de primavera y verano y después recogerla hasta la siguiente temporada.